28.6.11

No se con que me van a hablar a mi de Tango...

Esta tarde charlaba con mi amigo Norberto sobre el tango (¿qué puedo decir de el? Basicamente son esas personas que son el tango viviente; actor, director de teatro, hombre de mundo, aficionado a la lectura y del fútbol, admirador de la belleza - en especial la femenina -, filosofó tertúlico, conocedor de la gente y de la vida y por supuesto milonguero y tanguero.), en especial sobre la danza y ambos coincidíamos en que mucha gente, en especial algunos que enseñan tango o quienes de alguna u otra manera viven de este, decía; hacen del tango-danza algo inaccesible, como si para bailar tango necesitas toda una vida para recién ir a una milonga y dar tus primeros pasos.

El me puso un ejemplo que me pareció muy gráfico: "¿Te gusta el fútbol?", "No mucho" le dije.

"No importa igual me vas a entender...Quien entiende de fútbol cuando ve un partido, aunque sea de potrero, sabe quien tiene...ese algo para jugarlo".

"La forma en que para la pelota o como la patea, habla por sí mismo, que no importa si juega todos los días o recién empieza...ese tipo siempre va a jugar bien, aunque juegue 10 minutos. ¿Por qué? porque su actitud, su presencia, el "como lo hace" habla por si misma de que sabe lo que esta haciendo, aunque no sea consciente y aunque nadie le halla enseñado nada".

"En el tango pasa lo mismo, no se trata de dar pasos o hacer continuas figuras, sino de los detalles".
"Para lo cual, en el tango como en el fútbol siempre habrá patas duras".

"Algunos promueven que solo podes bailar tango si sos Copes, como si para jugar al fútbol tendrías que ser un jugador de Primera A"

"El tango como el fútbol, tenes que sentirlo y eso te da esa magia." "Y no importa si bailas hace 10 años o recién empezás, siempre vas a decir algo".






Guillermo Brizuela
Instructor de Tango / Taxi Dancer Services